¿Por qué surge la moda sostenible?

Publicado por: The Frog & Co En: Moda sostenible En: lunes, mayo 30, 2016

Elaboración manual y moda sostenible.

Como recordaréis, hace unas semanas estuvimos hablando sobre a qué nos referimos cuando hablamos de moda sostenible. Como creemos que esta temática es importante vamos a continuar incidiendo en ella analizando por qué surge la moda sostenible.

La moda sostenible surge por dos cosas: necesidad y obligación.

La necesidad que tenemos de disponer de prendas acordes con nuestros principios. Esto quiere decir, que supongan el menor impacto medioambiental posible, que para su confección no se haya contado con trabajo infantil o indigno, que el coste medioambiental que suponen los medios de transporte sea el menor posible, etc.

Por otro lado nace de una obligación. Esa responsabilidad que tenemos los seres humanos con el planeta y las generaciones futuras. La que nos dice que tenemos que usar todos los medios disponibles para asegurarnos de que estamos generando la menor huella ecológica posible con nuestro estilo de vida, y para ello una parte muy importante se sitúa en la vestimenta.

El interés por la moda sostenible va en aumento, sobre todo porque se ha incrementado la concienciación. Programas como Salvados de Jordi Ébole en el que nos relataban las condiciones en las que trabajan los empleados, y sobre todo empleadas, de los grandes fabricantes de ropa generan un importante impacto en las conciencias y en la necesidad de que tenemos que cambiar nuestros hábitos de consumo para que no se siga reproduciendo esta situación.

Por este motivo, en THE FROG & Co. siempre tuvimos claro que queríamos que todo el proceso de confección de nuestra ropa debía llevarse a cabo en España. No basta con crear prendas bonitas, tenemos que estar totalmente orgullosos de ellas, y no lo estaríamos si no estuviéramos conformes con todo lo que las engloba.

Otro aspecto a tener en cuenta sobre la moda sostenible, y que ha hecho que muchas personas se interesen por ella, es el de la durabilidad. Al igual que otros productos, en el mundo de la moda también existe una obsolescencia programada (cuando una empresa diseña y fabrica un producto marcando cuál debe ser su fecha de caducidad, si te interesa el tema este documental es interesante).

En este caso, aunque obviamente una camiseta no lleva un chip incorporado que hace que se autodestruya (¿os imagináis?) Sí que muchas empresas fabrican sus productos con pésima calidad, centrándose sólo en la estética y sabiendo que va a durar tres lavados.

Esto produce un gran perjuicio, y no sólo para nuestro bolsillo. Se incita a un consumo desmedido por la baja calidad de los productos y los cambios repentinos “en lo que está de moda”. A todos nos gusta ir estupendamente vestidos y en tendencia, pero en el exceso está el defecto (frase de azucarillo) y por lo tanto, que nos obliguen a consumir continuamente porque nos están ofreciendo productos de pésima calidad no nos va a beneficiar ni a nosotros ni por supuesto al medio ambiente.

Para enfrentarnos a esto aparece la moda sostenible de fabricación nacional. Ropa versátil y duradera, de la que no tenemos que desprendernos a los dos días y que genera mucho menor impacto negativo tanto desde el punto de vista medioambiental como social.

 

Etiquetas: moda sostenible